Una de las tareas más agradables en Delinostrum consiste en asesorar a empresas a la hora de escoger sus regalos corporativos. Todo empieza con la llamada o el correo electrónico de un responsable de RRHH o de marketing para explicarnos lo que busca. A partir de aquí es responsabilidad nuestra hacernos una idea de los valores e imagen que transmite esta empresa, averiguar en la medida de lo posible cuáles pueden ser las preferencias de los destinatarios y ajustar nuestras propuestas a sus expectativas sin superar el presupuesto acordado.

Puede ser un trabajo complejo, en el sentido que hay que encajar todas las piezas -producto, presentación, precio- pero cuando comprobamos el grado de implicación de la mayoría de nuestros clientes, nos sentimos totalmente parte del proyecto. Ocurre prácticamente siempre en la elección de cestas y lotes de Navidad para empleados. De hecho, para algunos directores es un tema casi personal. Es una buena manera de agradecer el buen trabajo, pero también de compartir valores y sumar complicidades. Para muchas empresas, es una herramienta más de comunicación interna a tener en cuenta cuando se acerca la Navidad.

El pasado año, nos cayó un encargo encima de la mesa, en cierta manera especial. Se trataba de preparar una cesta gourmet para una empresa de unos 200 empleados repartidos en fábricas y varias oficinas, con perfiles de lo más diverso, en cuanto a edad, preferencias, etc. El encargo era escoger un lote de productos gourmet más o menos típicos como el jamón, el embutido o el turrón pero, a la vez, debíamos conseguir una imagen atrevida y algo moderna que casara con un segmento de su plantilla. La opción ganadora incluyó desde un Priorat fresco y desenfadado, un cava reserva aromático y suave, loncheados de jamón y lomito de primera calidad, un sabroso queso Roncal, turrones trufados o chocolates exóticos.

A juzgar por los comentarios que nos llegaron, la elección de su director general resultó un éxito y gusto tanto a los defensores de un tipo de lote más clásico como a los gourmets más jóvenes y aventureros. Este año ya estamos preparando una propuesta de lote de Navidad a medida que mantenga un buen equilibrio entre lo tradicional y lo novedoso y que ayude a esta empresa a reforzar el sentimiento de equipo entre sus cerca de 200 empleados.

Si buscas inspiración para las cestas de Navidad de tu empresa, puedes ver algunas de nuestras propuestas aquí.